martes, 19 de noviembre de 2019

Realizarán Campaña de Prevención de Cáncer de Piel en el Hospital Schestakow

Se llevará a cabo del martes 19 al 21 de noviembre, de 8 a 11, en el Servicio de Dermatología de Consultorios Externos. La atención se realizará sin turno previo y por orden de llegada, anotándose directamente en dicho servicio. A esta campaña se suma el Servicio de Oncología Clínica.


“El Hospital Schestakow no solamente es un hospital de alta complejidad respecto de tratamientos, equipos y profesionales, sino que también continúa trabajando en distintas especialidades para la prevención de enfermedades. Por esta razón, adherimos a todas las campañas nacionales y provinciales. En esta oportunidad, a la Campaña Nacional de Prevención de Cáncer de Piel como lo hacemos desde hace 4 años,” dijo el Luis Vergani, director del nosocomio.

Avelina Merino, del Servicio de Dermatología, aseveró que esta campaña es la más importante porque el cáncer de piel es el más frecuente en el ser humano y el más curable por lo que se trata de hacer un diagnóstico temprano. “La piel es el órgano más extenso y es accesible el autoexamen, que el paciente se mire la piel y vea las lesiones que pueden sospechosas”.


“El paciente, al concurrir a la campaña, puede observar los lunares, saber su tipo de piel y los riesgos que puede tener de esta enfermedad o un paciente ver alguna lesión que no cura, una herida, úlceras crónicas, bulto de aparición reciente y va creciendo y que en el tiempo se mantiene, manchas rosadas o rojizas ásperas al tacto, que aparecen en zonas sobreexpuestas como cara, brazos, habiéndose realizado múltiples tratamientos y no curan”.

El ABC de los lunares

“Siempre hablamos del ABC de los lunares, lo que significa que se le asignan estas letras a lo que se observa: asimetría, bordes, color, diámetro y evolución. Si un lunar pica, sangra, aumenta de tamaño o cambió de color se debe consultar al médico de inmediato. Hay ciertos lunares que en un adulto joven ya no están cambiando y un lunar nuevo oscuro ya no saldrá en una persona de 50 años, entonces debe concurrir”.

¿Qué pasa con el sol?

En cuanto al sol, explicó que se han casos en personas muy jóvenes, lo cual está relacionado a la exposición. “El sol tiene cosas buenas, por ejemplo la activación de la vitamina D, libera endorfinas que nos pone de buen humor, pero también produce daño en la piel, que puede ser en el momento, un daño agudo o el crónico que es el acumulativo. Es muy importante la prevención y saber que hay horarios que no debemos exponernos que es entre las 10 y las 16. En ese lapso debemos tratar de evitarlo, buscar la sombra, usar protector, el que debe aplicarse 20 minutos antes de la exposición directa y cada 2 o 3 horas renovarlo, sobre todo si nos metemos al agua.”

Podemos protegernos con vestimenta, anteojos con filtro ultravioleta, sombreros. Los factores de protección solares deben ser mayores a 30, los cuales son altos, mientras que los que poseen 50+ son bloqueadores de pantallas.

Por su parte, Alfredo Occhipinti del Servicio de Oncología, explicó que todos los cánceres son curables, incluidos el melanoma que es de mayor severidad, con una simple cirugía si son detectables en una etapa temprana. “Para ellos es muy importante que el paciente concurra a control y haga una visita periódica a dermatología para que estas lesiones, que pueden ser precursoras de un tumor sean detectadas en un tiempo temprano de evolución, lo que puede llevar a un diagnóstico precoz y a un tratamiento suficiente con la cirugía. La oncología es el último eslabón en el tratamiento de cáncer de piel”.



Agregó que no lo fundamental es el control periódico y estas campañas. “Una paradoja es que la medicina gasta recursos económicos altísimos en tratamientos de enfermedades avanzadas que podrían evitarse con un diagnóstico temprano. Hoy el tratamiento de un melanoma es una inmunoterapia con una doble molécula o droga y mensualmente supera el medio millón de pesos”.


Finalmente, Laura Campoy, médica dermatóloga, explicó que los pacientes deben acercarse al consultorio de dermatología y la enfermera a cargo del servicio, tomará los datos y serán llamados por orden de llegada. “Se realizarán exámenes completos de la piel, cuyo objetivo es detectar lesiones que por la zona donde se encuentran no son tan controladas por el paciente, como por ejemplo la espalda. También se le brindará información y son los mismos pacientes que al difundirla hacen salud y prevención en el barrio, o su hogar”.