El tiempo - Tutiempo.net
LO ÚLTIMO

martes, 2 de febrero de 2021

Un trabajador que lucha todos los días para que su ceguera no sea una dificultad

Un trabajador que lucha todos los días para que su ceguera no sea una dificultad



Jorge Jesús Carrieri (60), es un sanrafaelino no-vidente de nacimiento que estudió en la escuela especial 2-006 Helen Keller, de Godoy Cruz, Mendoza. A pesar de las vicisitudes que le presentó la vida, confió en Dios, en su propia fuerza y decidió nunca darse por vencido. Actualmente trabaja, vive solo y se desempeña con la mayor normalidad posible.

Jesús, cuando era chico ¿sufrió bullying, discriminación?

Sí, un poco. Lo que pasa es que antes la gente no estaba acostumbrada a ver al no-vidente por la calle, pero con el tiempo es como que se fue amoldando, acostumbrando. Yo fui a una escuela para no-videntes de Mendoza. Estudié en el colegio Helen Keller, en Mendoza, hice los estudios primarios nada más, el secundario no llegué.

¿Cómo fue para sus padres tener un hijo ciego?

Difícil, y encima éramos dos, porque mi hermano también era no-vidente y también de nacimiento. Fue bastante duro, pero después fuimos al colegio y cambió un poco la cosa.

¿Cómo es un día suyo?

Hay días y días. Los fines de semana son medio complicados porque no vengo al centro, yo vendo acá en el centro lapiceras y algunas otras cosas, como encendedores. Está difícil, está complicado como todo pero algo se vende siempre. Es como le pasa a mucha gente, los fines de semana son un poco aburridos.

¿Cómo se entretiene?


Me encanta la música, escucho de todo un poco, internacional, nacional… Los fines de semana escucho mucho LV4 y FM Vos, me gusta mucho la música que ponen.

¿El sanrafaelino es solidario, lo ayudan a cruzar una calle por ejemplo?

Sí, la verdad es que sí, bastante bien. Por supuesto como en todos lados hay gente que no o que no se da cuenta, pero en general bastante bien.




Objetivamente, ¿cómo evalúa el estado de la Ciudad desde su lugar como alguien ciego en cuanto al estado de veredas, por ejemplo?


Nosotros tenemos veredas bastante buenas. Yo viví en Mendoza y allá tenían veredas mucho más angostas, no como las nuestras que son más amplias, se puede caminar más.

¿Cómo se compone su familia?

Lamentablemente soy soltero; tengo tres sobrinas y una hermana.

¿Amigos?

No tengo muchos, la verdad es que el más amigo era mi hermano, pero lamentablemente falleció. Era un amigo del alma.

¿Vive solo?

Si, lamentablemente sí, pero uno se acostumbra y me defiendo bastante bien dentro de todo.

Si tuviese que “autoevaluarse”, ¿qué podría decir de usted?

La verdad es que tengo las dificultades obvias y muchos problemas manuales también, reconozco que hay no-videntes más inteligentes que yo, pero le pongo toda la voluntad del mundo. Cuando era más joven jugábamos al fútbol, la pintábamos de blanco y le poníamos cascabeles y entonces corríamos, me encantaba.