El tiempo - Tutiempo.net
LO ÚLTIMO

lunes, 20 de junio de 2022

Mendoza: por el conflicto con anestesistas ya se suspendieron más de 500 cirugías pediátricas





Lo informó el director del hospital Humberto Notti, y aclaró que hay solo seis profesionales disponibles para cubrir las urgencias e intervenciones impostergables.


El conflicto entre anestesistas y el gobierno de Mendoza que lleva más de 100 días provocó la suspensión de 500 cirugías infantiles en el Hospital Pediátrico Humberto Notti.

Así lo expresó el director del nosocomio, Jorge Pérez, quien aclaró que hay solo seis anestesistas de planta disponibles para cubrir urgencias, estudios o cirugías impostergables. Además, según señaló a Radio Nihuil, el impacto de la medida no solo tiene alcance local, ya que se trata de uno de los mayores centros pediátricos de la región, por lo que esto “afecta a otras provincias de Cuyo”.

En ese contexto, expresó su deseo para que los profesionales de la salud puedan volver a trabajar “en el corto plazo”, ya que si ese prolonga puede generar “repercusiones negativas para el niño y su entorno”.

El conflicto se originó en marzo en el marco de las negociaciones paritarias de 2022, cuando más de 50 anestesistas de hospitales públicos de la provincia notificaron al Ministerio de Salud la decisión de no renovar las prestaciones por la “la falta de actualización de honorarios acorde a la situación inflacionaria actual”.

El gobierno ofreció un 40% de aumento para evitar una ola de renuncias, pero el sector pide que el salario se incremente al menos en un 100%. A principios de mayo, desde el Gobierno informaron la cancelación de más de 5 mil cirugías, mientras que la ministra Salud, Ana María Nadal, llegó a precisar que las cirugías programadas se redujeron un 40%.

En pleno conflicto, además, el oficialismo provincial aprobó la Ley de Emergencia en Anestesiología que habilita al Ejecutivo a sancionar a los profesionales que no se presenten en sus puestos de trabajo, medida que ya alcanzó a 64 trabajadores que, además de ser sancionados, podrían perder su matrícula.

En ese contexto, las partes siguen negociando y en las últimas reuniones hubo algunos acercamientos, según dijeron voceros de los anestesistas a medios locales. Ahora están analizando la propuesta de un pago por productividad ofrecido por las autoridades, que podría normalizar la actividad.

"Es una alternativa y una modalidad que está vigente y que es sumamente efectiva en otros ámbitos de la salud pública, es un modelo probable con ventajas y desventajas", dijo uno de los voceros.


Fuente: Página12