viernes, 11 de octubre de 2019

Hospital Schestakow: Día de la Salud Mental

Organizadas por el Servicio de Salud Mental, se realizaron actividades de concientización para conmemorar el Día Mundial de la Salud Mental, bajo el lema “Aunemos Esfuerzos para Prevenir el Suicidio” y la consigna “Un día para practicar 40 segundos para actuar”, dispuestos por la Organización Mundial de la Salud, para poner en evidencia y visibilizar la problemática respecto de este trastorno mental.


Abel Freidemberg, director General de la Región Sur del Ministerio de Salud, Desarrollo Social y Deportes, explicó que, a nivel mundial, cada 40 segundos se suicida una persona. “Tomémonos 40 segundos para estar al lado de un familiar, un amigo, un compañero de trabajo, que necesite ayuda o esté pasando por un trance difícil o si tiene antecedentes familiares. Cada uno con ese pequeño esfuerzo podemos hacer que se disminuya esa estadística”.

Destacó el trabajo del Servicio de Salud Mental al celebrar este día lo que hace evidenciar un llamado de atención a toda la población y visibilizar una problemática de la salud mental.


Finalmente, Freidemberg se refirió al nuevo edificio que ocupará el Servicio. “Este acto es a modo de despedida del lugar, ya que próximamente, se inaugurarán las nuevas instalaciones, un orgullo a nivel provincial y nacional, construido en base a lo dispuesto por la Nueva Ley de Salud Mental”.

En el nuevo espacio se disponen de 22 camas para internación y 1 individual. Tendrá talleres, abierto a la comunidad, con inserción e inclusión social y laboral; una Cámara Gessell y talleres para internados con espacios adecuados y pacientes que fueron externados pero podrán concurrir en forma ambulatoria.


“En esta fecha no ha sucedido algo en particular, sino, que simplemente lo estableció la Organización Mundial de la Salud, siendo una oportunidad para concientizar sobre la problemática del suicidio,” explicó Damián Fernández Bianchi, médico psiquiatra.


Aconsejó además, que para esos 40 segundos en lo que la gente debe convertirse es en militante antiestigma. “Lo que necesita un paciente que padece algún trastorno mental es que lo escuchen, no que le den consejos. En salud mental se acostumbra a dar consejos, existiendo además los movimientos antipsiquiatrias que lo único que hacen es entorpecer y no entender la incomprensión hacia los pacientes, cuando en realidad se los debe escuchar porque lo que más necesitan es contención.”



Refiriéndose al stress y teniendo en cuenta que el común de la gente lo considera como una “enfermedad de moda”, aclaró que no aparecieron nuevas enfermedades mentales, sino que siempre existieron. “El stress hace es una mecha para encender los trastornos mentales en la persona que puede tener una predisposición genética para padecerlo. No así los trastornos de ansiedad que generalmente sí se desencandenan por un stress”.