martes, 6 de agosto de 2019

Los alumnos que adeuden hasta 4 asignaturas podrán terminar el secundario a distancia

Por dificultades a la hora de estudiar, tener otras prioridades, obligaciones laborales o de cuidado, entre otros motivos personales, por año aproximadamente 5.000 alumnos mendocinos llegan a quinto año pero no logran aprobar todas las materias y egresar. 


Esto representa anualmente entre un 25% y un 27% del total. Se trata de chicos que luego tiene dificultades para seguir capacitándose o conseguir trabajo, ya que desde 2006 la secundaria es obligatoria en todo el país.

Pensando en ellos, en 2012 se lanzó el programa de terminalidad educativa “Fines” que les ofrece la posibilidad de cursar las materias adeudadas y rendir, pero siempre de forma presencial.
Contemplando la situación de quienes no pueden hacerlo por cuestiones de tiempo, distancia, entre otras razones, a partir de septiembre de este año se le sumará la posibilidad de finalizar el nivel medio a través de plataformas virtuales. Se trata del programa “En Mendoza primero la secundaria” destinado a quienes hayan cursado quinto entre 2012 y 2017 y con el que esperan llegar a unos 20.000 jóvenes.

Además, aquellos que estén inscriptos en institutos de educación superior y que no tengan terminado el secundario podrán completarlo (sin importar la cantidad de materias que deban) a través de un programa con formato online que incluye tutorías.

“Lo que se busca es poder llegar con nuevos recursos a la población que hizo a quinto año pero que no obtuvo su título universitario”, comenzó a explicar María Julia Amadeo, directora de Planificación y Evaluación de la Calidad Educativa de la Dirección General de Escuelas (DGE) en referencia al programa “En Mendoza primero la secundaria”. Con respecto al público objetivo remarcó que son aquellos que cursaron quinto entre 2012 y 2017 y no finalizaron, que tal como estimó son aproximadamente 5.000 por año, lo que representa entre un 25% y un 27% del total. “Más o menos en el programa Fines tiene unos 1.500 alumnos por año que cursan de forma presencial, por lo que queremos llegar a los 4.000 restantes”, adelantó.

La funcionaria detalló que esta propuesta brinda la posibilidad de realizar todo el proceso de cursado a través de una plataforma virtual y luego rendir un examen presencial en alguno de los puntos digitales que se establecerán en toda la provincia. “Al examen lo toman profesores de Buenos Aires junto con profesores mendocinos que fiscalizan. Si los alumnos aprueban se les informa a las escuelas de origen para que emitan los certificados”, precisó Amadeo. Sobre las plataformas, comentó que han hecho un “blend”, es decir, una mezcla entre la que se ofrece a nivel nacional y provincial. “Hay una plataforma que ha armado la Nación con una serie de materias troncales tales como lengua, historia, geografía, matemática, entre otras, tomando los Núcleos de Aprendizaje Prioritario (NAP) de todo el país, que se complementa con nuestra plataforma provincial ”, manifestó.

En cuanto a la modalidad aclaró que son cursos auto asistidos con materiales y actividades, a lo que le han sumado una mesa pedagógica. “Una serie de profesores van a estar disponibles para contestar consultas por si se suscitan dudas y es necesaria alguna aclaración”, subrayó. Con respecto a los tiempos, Amadeo reconoció que la educación a distancias es difícil de mantener, por lo que se pensó para un periodo corto. “Se van a abrir las plataformas para trabajar en septiembre y en noviembre se va a estar evaluando”, aseveró.

Para que los alumnos se sumen esperan contar con el apoyo de los colegios de origen. “Queremos que nos ayuden a encontrar a los chicos y que los incentiven difundiendo este programa a través de su redes, página de Facebook, entre otros”, manifestó a la vez que aclaró que la idea principal es conocer las demandas de los alumnos y poder adaptar esta oferta.

Egreso progresivo


Emilio Moreno, director de Educación Secundaria, aportó los datos de secundaria orientada y aseguró que en marzo del año siguiente se egresan entre el 65% y el 68% de los alumnos. “Nos queda un 30% de los alumnos con espacios pendientes”, precisó. Comentó que durante los meses siguientes siguen rindiendo y van aprobando. “Esto es así hasta las mesas de octubre, cuando pasa ese mes se produce una meseta y ya se dejan de presentar, salvo que tengan un trabajo en el que les exijan la secundaria y quieran seguir estudiando”, explicó el funcionario.

Para él, entre más tiempo pasa desde el fin del cursado, más difícil se hace rendir por falta de tiempo, otras prioridades, entre otros. “Por eso estas opciones son vitales, porque les ofrecen alternativas a través de la virtualidad”.

Requisitos e inscripción

El programa “En Mendoza primero la secundaria” que apunta a la terminalidad educativa a través de plataformas online está destinado a alumnos que hayan terminado de cursar quinto año entre 2012 y 2017, que tengan más de 18 años y que adeuden hasta cuatro materias. Los interesados podrán inscribirse en el Portal Educativo de la DGE (www.mendoza.edu.ar). Las plataformas se habilitarán en septiembre, mientras que en noviembre se realizarán las evaluaciones.

28 materias para inscriptos en el nivel superior

Aquellos alumnos inscriptos en Institutos de Educación Superior también tendrán a partir de este año la posibilidad de terminar la secundaria de forma virtual sin importar cuántas materias adeuden. “Estamos trabajando con un secundario a distancia para los que han ingresado en los institutos superiores y no tienen el secundario terminado”, explicó Emma Cunietti, coordinadora general de Educación Superior quien comentó que en esta situación se encuentran unos 3.500 alumnos. Se trata de 28 materias que se pueden cursar de forma online con dos orientaciones. “Estamos proponiendo que terminen el nivel medio antes de seguir con su carrera sin importar en qué año se hayan quedado”, aseguró. Tal como detalló, con este programa se trabaja por equivalencias y se dan por aprobadas todas las materias del secundario que el alumno tenga, para luego continuar con las que les falten. “Si bien es un secundario a distancia, vamos a trabajar con tutorías presenciales cerca del 40% del tiempo para apoyar al estudiante para que termine sus estudios”, remarcó. Con respecto a los tiempos, Cunietti explicó que dependerán de la cantidad de materias que se adeuden y de la dedicación que le dé cada uno. Esta posibilidad empieza a partir de septiembre y para inscribirse cada alumno deberá hacerlo en el Instituto de Educación Superior del que forma parte. El mencionado programa es parte de un convenio con la provincia de Buenos Aires que ofrece el secundario a distancia y se conformará como un proyecto piloto en la provincia.

Fuente: Diario Los Andes