miércoles, 12 de junio de 2019

El hombre que se cree gato: ¿actuación o locura?

Sus defensores insisten en la insanía de Gil Pereg, aunque para la Justicia comprende sus actos perfectamente.


La defensa del israelí Nicolás Gil Pereg (37), detenido por matar a su madre y a su tía en Mendoza, insiste en retrasar el juicio oral y presenta apelaciones y nuevos testigos con el objetivo de que la Justicia lo declare inimputable.

Sin embargo, para la Fiscalía Penal no hay dudas de que el hombre que dice ser un gato está actuando con la intención de no llegar a una condena.

“Estamos listo para elevar la causa a juicio oral, si es que no aparecen más oposiciones”, dijo el jefe de los fiscales de Homicidios de Mendoza, Fernando Guzzo.


Si Gil Pereg es condenado por asesinar a dos familiares, podrá ser expulsado a su país de origen, como otros extranjeros que delinquen en Argentina.