jueves, 30 de agosto de 2018

La querella pidió 20 años de prisión para Julieta Silva

Mientras que el Ministerio Público había pedido 14 años de prisión para la acusada de haberle dado muerte a Genaro Fortunato, el abogado de la familia de la víctima fue más allá y pidió 20. Los alegatos concluirán este viernes con la palabra del abogado defensor, Alejandro Cazabán.


Este jueves en horas de la mañana comenzó la etapa de alegatos en el juicio que se sigue contra Julieta Silva por la muerte del rugbier Genaro Fortunato, ocurrida el 9 de septiembre de 2017. En ese contexto, el fiscal Fernando Guzzo pidió que la imputada sea condenada por “homicidio agravado por el vínculo bajo emoción violenta” y que el tribunal deje sin efecto la prisión domiciliaria de la joven.


Tras un cuarto intermedio hasta la tarde, fue el turno del abogado querellante, Tíndaro Fernández. Si bien solicitó que se mantenga la calificación de “homicidio agravado por el vínculo” (cuya pena única es prisión perpetua), pidió que, si la calificación es por “homicidio simple con dolo eventual”, la condena sea de 20 años de prisión. Además, solicitó al tribunal que Julieta Silva sea detenida.


Ahora le toca presentar alegatos al abogado defensor, Alejandro Cazabán, quien pidió un cuarto intermedio hasta este viernes. Primeramente, tanto el querellante como el fiscal se opusieron a darle tanto tiempo, pero el tribunal, finalmente, decidió otorgar ese tiempo ya que es mucha la información que el abogado deberá refutar teniendo en cuenta el extenso alegato de sus antecesores. El juico continuará, por eso, este viernes.