viernes, 4 de mayo de 2018

“Si mis perros no comen, yo tampoco voy a comer”

Rodeada por más de cien perros, Carmencita López se encuentra en una situación desesperante: requiere de alimentos para los animales y está dispuesta a dejar de comer si no recibe comida para ellos.


Realmente entristece hasta las lágrimas ver a esta mujer de 80 años que decidió hace mucho entregar su vida al cuidado desinteresado de perros de la calle. Carmencita López pasa hoy por una situación desesperante y es que no está recibiendo la ayuda suficiente por parte del Estado para ayudar al enorme número de animales que conviven con ella. Se la puede ver en una silla, prácticamente sin fuerzas para levantarse, a la espera de un destino mejor que, lógicamente, no llega.

Obviamente Carmencita no tiene dinero como para comprar el alimento necesario para darle de comer al enorme número de perros y a esa situación hay que sumarle la de inescrupulosos que le siguen llevando animales o que cerca de su casa abandonan madres con cachorros, lo cual acrescenta aún más el problema.

Quien desee hacer donaciones de alimento, arroz, grasa puede llevarlo a la casa de Carmencita en calle Tulio Angrimán, en la Isla del Río Diamante, o comunicándose a los teléfonos 2604338944 (Sandra Gerez) o 2625512935 (Jorgelina Rey).